A

No me da miedo el olor de la miel de las abejas reinas.

No me emociona la fe de los ruidos santos sin armonia.

No pienso perder la poca voluntad que me queda para lograr la virtud de la altitud.

Para hoy misión soy.

Para mañana fugaz.

Y de ayer aquel tal vez.

Seriedad humana entre tus bragas.

Casi lo recuerdo.

Olvide tres veces tres las veces de lo que se supone que crees.

Alardear silencioso de abejas reina.

No me da miedo tu empalagosa miel reciclada.

A

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s